La paz renace en Colombia gracias a la construcción colectiva

 

 


Procesos de construcción colectiva que promuevan la recuperación de espacios públicos con acciones que permitan vivir la PAZ es cada vez más palpable en Nariño, en las comunidades de Ipiales y Tumaco, una transformación positiva en la sociedad donde lugares que antes eran escenarios de guerra se convierten ahora en lugares de convivencia ciudadana tras la terminación del conflicto y la firma de los acuerdos entre el gobierno y la FARC.

Así a través de la innovación política, una activa participación ciudadana y una convicción sólida en velar por los derechos humanos la paz es algo que se vive hoy cada vez con más fuerza entre los pobladores.

“La cantidad de bienes públicos en el sector rural colombiano es muy escaso y así también en  muchos sectores de América Latina. La calidad y abundancia de los  bienes públicos hacen posible la equidad en una sociedad,” expresó Bernardo Toro, Responsable de la Estrategia País en Colombia  de Fundación Avina, durante el reciente webinar “Construyendo Paz en Colombia desde la Innovación”

“Acompañamos los sueños y planes de los pobladores que desean una transformación social y de paz. Para ello estimulamos una ciudadanía activa,  participativa y atenta”,  resaltó Ximena Torres, coordinadora de Innovación Política de Fundación Avina y quien compartió sobre el Programa  Vida Querida que  acompaña las iniciativas de paz en este país.

La Vida Querida está conformada por  un grupo de organizaciones rurales de la Redprodepaz que cuentan con el conocimiento, las habilidades y la estructura necesaria para influir en la construcción de bienes públicos a nivel local y nacional, contribuyendo directamente a fortalecer la democracia y el Estado de Derecho en el país.  Principalmente a través de la construcción de una ciudadanía rural activa y la generación de acuerdos multisectoriales.

Este programa nació en 1995,  hoy cuenta con más de 27 programas de desarrollo y paz. Trabajando con actores de interés que generan y facilitan  para la construcción de bienes sociales.

“Creemos que la ciudadanía articulada necesita generar prácticas políticas innovadoras para contribuir en América Latina a sociedades más pacíficas, inclusivas que proporcionen justicia y que las instituciones públicas sean eficaces para garantizar el desarrollo sustentable y dignidad humana”, compartió Valeria Scorza, Directora del Programa de Innovación Política de Fundación Avina.

En ese sentido Acciones de Paz, que se desarrolla en Colombia, es un proceso de construcción colectiva y colaborativa en el que se integra a la voluntad de todas aquellas personas  que desean una transformación positiva de impacto. Nace justamente en épocas de post conflicto, siendo un ente de esperanza en el país con pilares inspiradores en momentos difíciles.

“Queremos convertir a Nariño en el corazón del mundo, es un poco utópico, pero ha sido un gran acierto porque la comunidad de Nariño ha creído que es posible. Se plantean tres pilares centrales en el gobierno de Nariño: gobierno abierto, innovación social y economía colaborativa.  Y de ahí se generaron seis proyectos grandes: el Centro de Innovación Social usando la metodología feeling; el gobierno abierto que se llama Gana, Cátedra Futuro que es un ejercicio de innovación educativa más grande con participación de 30.000 niños que no solo aprendan historia sino futuro, que aprendan código y emprendimiento social con visión social; Gana Paz, la Escuela de Paz que está pendiente de lanzar y Acciones de Paz”, resaltó Javier Arteaga,  Consultor de Proyectos de Acciones de Paz.

El proyecto Acciones de Paz se desarrolla a través de tres fases: La primera llamada descubrimiento comprende un mapeo de  los espacios públicos que se encuentren sub-utilizados o en desuso en cada municipio. La segunda fase se enfoca en la creación, diseño y construcción de mobiliarios sociales en el espacio seleccionado por la comunidad y por último fase de acción, que promueve diálogos abiertos y sinceros entre los ciudadanos y  sueños compartidos para su comunidad.

“La base es la participación ciudadana y  lograr que el espacio de nadie, llegue a ser un espacio para todos,  diseñado por todos. Los ciudadanos despliegan ideas y  forman parte del proyecto al conocer perfectamente su barrio, juntos hacemos intercambio de conocimientos” comentó Rodolfo Ordoñez, coordinador del Proyecto Acciones de Paz.

Ver webinar completo

 

 

 

Compartir en FacebookCompartir en TwitterCompartir en Google+

Noticias Relacionadas



The shortcode doesn't contain any grid name