Latinoamérica-se-expande-en-la-región-y-el-mundo

Proyecto de Banca Ética Latinoamérica se expande en la región y el mundo 

La iniciativa de la Banca Ética Latinoamérica sigue creciendo en la región, impulsando varias rondas de inversión y la apertura de Oficinas de impacto en varios países, para avanzar como siempre en sus tres áreas de impacto: Educación y Cultura, Desarrollo Social y Medio Ambiente.  

Recientemente se realizaron rondas en presentación en Ciudad de México, Bogotá, New York, CaliforniaEuropa.

La tesis de inversión que trabaja Banca Ética apunta a financiar los desafíos estructurales de la sociedad latinoamericana, poniendo en el centro la dignidad humana: educación, donde se financia la relación del ser humano con las ideas y con el pensar; el sector de Desarrollo Social, donde se financian con las relaciones entre los seres humanos; y Medio Ambiente, donde se financia la relación del ser humano con la naturaleza. En concreto en este enfoque se financian proyectos educativos, infraestructura escolar, proyectos de regeneración urbana, economía circular, reciclaje, agua potable, entre otros, de sectores y subsectores de la economía latinoamericana. 

“Sí, estamos creando un banco ético en Latinoamérica porque sabemos que podemos ayudar a miles de personas a salir de la injusta situación de desigualdad en la que se encuentran. Y porque estamos mostrando cómo se pueden financiar a empresas rentables que respetan absolutamente a las personas y al medioambiente”, destacó Joan Melé, impulsor del proyecto, con más de 35 años de experiencia en el sector de la banca y quien ha sido subdirector general de Triodos Bank en España. 

Banca Ética Latinoamérica se encuentra construyendo un grupo financiero de alcance regional que contempla oficinas de impacto en distintos paísescon la perspectiva de inaugurar próximamente las oficinas Atlántico (en Brasil) y Río de la Plata (en Uruguay y Argentina), adicional a la que ya tienen en Santiago de Chile. Estas oficinas funcionarán con instrumentos de financiamiento colectivo y fondos de inversión, lo que permitirá atender de manera ágil y rápida las oportunidades de negocio para generar impacto con rentabilidad económica.  

A su vez, el Grupo solicitará en el primer semestre de 2021 la licencia bancaria para operar como banco regulado en Chile, lo que configurará un hito para el proyecto. Guillermo Scallan, Director de Operaciones de Fundación Avina, señala que vemos cada vez más señales de que las cosas se irán haciendo mejor en el mundo y la idea de este banco es colaborar con todo eso, pero también mostrar que se puede hacer banca (desde un banco regulado) de una manera distinta. Que se pueden financiar sectores de la economía que son claves para el mundo que queremos construir y que hoy quedan fuera del negocio de la banca por consideraciones de riesgo. Que cuando uno conoce el sector social o el de la educación y los entiende, los riesgos son equivalentes a los de cualquier otro sector. En ese sentido financiamos sectores que ya son atendidos por la banca y otros que no”. 

La Fundación Dinero y Conciencia es la organización que impulsa el desarrollo de Banca Ética en América Latina, y vela por el cumplimiento irrestricto de la misión de ser un banco de impacto latinoamericano que opera únicamente en economía real, con transparencia radical y promoviendo el uso consciente del dinero. Son socios del proyecto la Fundación Avina y la organización Sistema B. 

A octubre 2020 ha gestionado créditos por más de USD 28,4 MM para empresas con propósito y que generan impacto positivo, con un total de 350 operaciones. Cerca de 2800 inversionistas ya se comprometieron con la generación de impacto a través de esta plataforma. Ahora buscan multiplicar la base de inversores a través de estas rondas de inversión, donde esperan sumar a la ciudadanía consciente que quiera invertir en este paradigma bancario. 

Más información en: https://bancaetica.lat/